La canción más bonita del mundo

Las dos entradas anteriores han sido verdaderamente tristes, y más porque son reales. Esta de hoy va a ser verdaderamente alegre porque también la alegría  es real. ¡Fuerza de la autenticidad!

Vamos a oír las voces de un grupo joven donostiarra, que construye memoria de futuro. Cantan “La Playa”, por eso aparece la foto de La Concha, playa que les vio nacer.

La playa, ese horizonte inmenso, regalo de Dios porque ni mente ni mano humana saben construirlo. Pero sí podemos aspirar a “escribir la canción más bonita del mundo” para regalo de quien amamos en la vida  y  “capturar nuestra historia tan solo un segundo” porque los días son cortos para contemplar tanta  belleza que nos rodea.

 

Desde la Concha

La imagen más admirada de San Sebastián es la de la bahía,  vista desde Igueldo o desde Urgull.  Una contemplación que nunca cansa y siempre sorprende. Quien vive en la ciudad  convive con la belleza, tanto cuando el Cantábrico lame la Concha de forma tranquila, como cuando se alborota y amenaza salir de madre. Muchas veces lo ha hecho.

Hoy traigo una imagen al revés, porque ¿qué se ve desde la bahía?  Una zona residencial: Miraconcha. Merece la pena contemplarla aunque nos atraiga mucho más el mar. Preciosa panorámica de escalonados edificios, con sabor romántico de principios del siglo pasado. Desapareció el antiguo colegio del Sagrado Corazón de Miraconcha.  Desde allí, durante mis años de infancia y bachillerato contemplé el mar. Recuerdo haber subido en ocasiones agarrándome de árbol en árbol, zarandeada por el viento.

Foto: Fernando Sanchoyarto

FTS POST CARDS: 34 646 298 469

 

Desde la Concha 001 (2)